viernes, 6 de septiembre de 2013

Transformación


Cae una lluvia estival que prepara el otoño.
La belleza de la tarde me tienta
a liberarme de mí mismo.
Con el frescor de la lluvia
todas las dificultades parecen desvanecerse.
Ha llegado la hora de la transformación,
de comenzar una nueva vida,
de dar paso a los sueños que quieren salir,
de ir al encuentro de mi destino
con la humildad de un hombre sensible,
de sentirme libre
y también expuesto a la vida.
Con la lluvia de verano he intuido el otoño.
Su agradable frescor me anuncia la hora
de una profunda transformación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada