domingo, 9 de agosto de 2015

Curarse en tus abrazos


Este instante es solo nuestro,
nuestro sagrado y enigmático presente,
tu alma junto a la mía,
aunque son nuestros cuerpos
los que se abrazan
atraídos por el fuego del deseo.
La necesidad de la carne
oculta una intención más profunda:
lograr conocernos a nosotros mismos,
conocer nuestra naturaleza,
atrevernos a ser
entregándonos, valientes,
con todas nuestras contradicciones,
a una nueva realidad.
Es como entrar más profundamente
en nosotros mismos,
es como curarse,
curarse en tus abrazos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada