jueves, 20 de agosto de 2015

Nace el mundo de nuevo ante mis ojos


Cada instante
nace el mundo de nuevo ante mis ojos.
Lo que pasó, ya pasó
y la realidad
me sale al encuentro por todas partes,
avanza en libertad,
invade con sus plenos poderes,
empieza por primera vez.
De nada sirve hacer planes:
cuando la vida abre la puerta
todo se reinventa.
Hasta el amor cambia.
Y yo mismo,
ni mejor, ni peor,
soy distinto
cada instante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada